">

Como vencer el miedo y actuar a pesar de el

El miedo tiene un función psicológica muy importante, o bien nos prepara para luchar, o bien nos prepara para huir.

El miedo es una emoción y como toda emoción sirve para que actuemos, para que hagamos algo.

El miedo provoca en nosotros dos tipos de reacciones: una es de huida y la otra es de lucha

Si eliges la de huida no continúas hacía delante es decir, que retrocedes y vuelves a un lugar seguro, a tu zona de confort.

En cambio si decides luchar, entonces sigues hacía delante, sales de tu zona de confort y por ello creces como persona.

Advertencia

Pero ojo con todo esto, no hay que olvidar que el miedo sirve para avisarnos de un posible peligro y actuar a ciegas no puede tener buenos resultados.

Muchas veces es verdad que los miedos que tenemos son infundados, suposiciones nuestras que tenemos sobre lo que va a suceder.

Otras veces los miedos son reales, cosas tangibles y peligrosas con las que recomiendo no jugar.

Estamos hablando de por ejemplo encontrarse un oso por el bosque, hay que ser tonto para ponerse a luchar contra el oso, lo mejor es hacerse el muerto.

Un miedo infundado podría ser el miedo a hablar en público y pensar que lo vas a hacer mal o se van a reír de ti.

En este último caso el miedo podría servirte para prepararte mejor tu discurso y bordarlo en el escenario, pero muchas veces no lo controlamos y por mucho que estemos preparados seguimos teniendo miedo.

Entonces, resumiendo.

El miedo puede servirte para retroceder, prepararte mejor y luego volver a por todas o por el contrario como un empujón para subir al siguiente nivel.

La tercera opción sería ser comido por el oso.

¿Cómo superar el miedo?

La verdad es que nunca vas a dejar de tener miedo, pero la cuestión no es tenerlo o no, pues no es más valiente quien no lo tiene sino quien sigue adelante a pesar de ello.

Las personas valientes tienen miedo.

Pero también tienen mucho coraje. Hay que tenerlo para a pesar de que tus instintos te digan que vuelvas atrás, tu sigas hacía delante, y es ahí justo ahí, cuando creces y se consiguen cosas grandes.

El miedo no lo controlas, va a estar ahí quieras o no, lo importante es tener el coraje de seguir adelante con él, no te centres en el miedo, céntrate en el coraje.

¿Cómo desarrollar el coraje?

Simple, aumentando tu fuerza de voluntad e involucrando una gran carga emocional.

Las emociones son las que nos mueven realmente a hacer las cosas al fin y al cabo.

1.-Salir de la zona de confort

Lenta y progresivamente, a tu ritmo.

No tienes que empezar viajando por toda Europa si aun no te has atrevido a salir del barrio.

La cuestión es hacer pequeños sacrificios muy tontos que a larga aumentan tu fuerza de voluntad y por ende tu coraje para enfrentar el miedo.

He aquí algunos de mis favoritos.

2.-Encontrar tu motivación

Si la primera parte estaba enfocada a la fuerza de voluntad, esta está enfocada más a la parte emocional, al coraje en sí mismo.

La fuerza de voluntad tiene mucho que ver con la motivación.

La prueba de ello es que todos los días nos levantamos aunque no nos apetezca, haga frió o llueva para ir a trabajar o estudiar aun si no queremos.

Pero no tenemos la suficiente fuerza de voluntad como para comer mejor o ir al gimnasio tres veces por semana.

La razón de ello es poco significado y pocos motivos para hacerlo. Así que para afrontar ese miedo…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Como vencer el miedo y actuar a pesar de el

22/11/2019 por Mike Vidal Aguirre